Ciclo de desayunos de actualización profesional para Contadores Públicos

Ciclo de desayunos de actualización profesional para Contadores Públicos

El martes 22 de marzo se llevó adelante en la Sede Larrea el primer encuentro del “Ciclo de desayunos de actualización profesional para Contadores Públicos” organizado por la Carrera de Contador Público en conjunto con la firma Arizmendi.

El temario de la actividad incluyó “Impuesto a las Ganancias (4ta Categoría)” y “Asignaciones Familiares” y las disertaciones estuvieron a cargo del contador Osvaldo Purciarello y el doctor Julio Mirasson respectivamente, ambos pertenecientes al Departamento Técnico Legal Impositivo de la firma Arizmendi.

A auditorio lleno y en un clima ameno y distendido, los disertantes expusieron sus presentaciones y luego se sometieron a las preguntas del público, que no perdió la oportunidad de llevarse una respuesta a cada duda.

Compartimos algunas consideraciones de los expositores:

Cdor. Osvaldo Purciarello

¿Cuál es la importancia del ciclo de desayunos que lleva adelante la Carrera de Contador Público?
Nosotros valorizamos mucho estos ciclos de actualización tributaria porque realmente son una necesidad, tanto para los profesionales en Ciencias Económicas como en otras disciplinas vinculadas. Es fundamental estar actualizado. A veces por la vorágine del día a día no hay tiempo de leer toda la normativa y entonces participar en estos desayunos tiene que ver con una cuestión práctica, con la necesidad de conocer detalles sobre un tema candente. Por ejemplo el tema que tratamos hoy es algo que salió ahora, en marzo de este año y que afecta a los salarios de una gran cantidad de personas, más de 2,5 millones de trabajadores a los que se retiene impuesto a las ganancias. La gente viene muy participativa, dejamos espacio para las preguntas y se van, entendemos, satisfechos con una respuesta a la duda que traían, que es seguramente el objeto de su presencia. Yo entiendo que estos desayunos son prácticos ya que abarcamos temas puntuales y de interés, en lo personal los valoro mucho.

¿El Impuesto a las Ganancias de 4° Categoría hoy por hoy es “el” tema en el ámbito contable?
Es muy de actualidad porque toca el bolsillo de muchos trabajadores, prácticamente hay gremios como el Bancario, en el que a todo el personal se le retiene impuesto a las ganancias. Los trabajadores de Seguros, en el sur los Petroleros, por ejemplo, el impuesto no solo llega al nivel jerárquico. Y además es de actualidad porque las áreas de Recursos Humanos, como fue todo tan conflictivo desde el año 2013 en adelante, tienen temor y tratan de ver si están haciendo bien las cosas, por eso participan de estos desayunos, un poco para ratificar que lo que está haciendo está de acuerdo a la normativa vigente.

Menciona en la disertación la necesidad, no solo de actualizar las escalas de la tabla de ganancias, sino también algunos valores de las deducciones personales ¿Por qué?
Sí, es cierto, son valores del seguro de vida, los intereses por créditos hipotecarios, etc., que han quedado prácticamente a valores del 2001, 2002, con lo cual habría que utilizar algún índice (ahora el gobierno dice que para mediados de año ya van a estar definidos los índices del INDEC) para hacer una proyección del 2001 a la fecha para determinar un valor actual. El problema no termina solamente con actualizar el mínimo no imponible y con las escalas de ganancias, sino con todos los índices. Y ni hablar los autónomos, el mínimo no sujeto a retención son $1.200 ($1.200 peso/dólar de aquella época), entonces a cualquier honorario que cobra ya se le retiene impuesto a las ganancias. No hay que descuidar a los autónomos ni a los monotributistas que han quedado muy retrasados. Son todos números que más allá de la cuarta categoría hay que actualizar, los monotributistas, autónomos, bienes personales. Hay promesas del gobierno de que este año se va a ir actualizando.

¿Se modificó el espíritu del impuesto? ¿Volverá a ser un impuesto sólo a los sueldos más altos?
Yo creo que sí, ahora con el incremento de las deducciones personales y la modificación de las escalas, obviamente va a haber una gran cantidad de trabajadores que van a dejar de pagar impuesto a las ganancias o, si pagan, van a bajar bastante el porcentaje que representa el impuesto sobre los sueldos. Hay que llegar, por supuesto, al objetivo que siempre tuvo el Impuesto a las Ganancias al momento de su creación: afectar a determinados niveles salariales, a determinados niveles jerárquicos dentro de las empresas. No como los casos que mencioné antes en los que la totalidad de los trabajadores están alcanzados. Entendemos que hoy en día, un trabajador casado con dos hijos cuyo cónyuge no trabaja y tiene un solo ingreso, con ganancias superiores a $25.000, esté alcanzado con el Impuesto a las Ganancias es una barbaridad. Eso hay que actualizarlo, no puede seguir en estos valores. Esperemos que ese deseo de todos se vaya cumpliendo, gradualmente, porque la merma recaudatoria es terrible, tampoco se puede desfinanciar al Estado. El Impuesto a las Ganancias fue el impuesto que más creció, un 40/45 % frente al 25% de otros impuestos, muy por encima de la inflación 2015. Por eso, gradualmente, en los próximos años, se debe ir corrigiendo.


Dr. Julio Mirasson

¿Qué relevancia considera que tienen los encuentros de actualización profesional?
Creo que son muy relevantes porque, por ejemplo, los dos temas que fueron objetos de nuestra exposición están íntimamente relacionados y en constante actualización, tanto la aplicación del régimen de ganancias de cuarta categoría de los empleados, como también el Sistema de Asignaciones Familiares, que cada vez están más alineados. Hemos tratado, como siempre lo hacemos, de forma objetiva pero también amena, para que nos pueda entender la gente con claridad, de dar nuestra opinión al respecto y esperamos que haya sido útil.

Se notó muy interesado al público que ya se encuentra inmerso en el mundo profesional ¿Estas actualizaciones también son importantes para estudiantes?
Sí, porque estamos tratando de responder a todas estas inquietudes, de agregar valor al servicio que prestan los profesionales con años en la materia o a los más noveles, y también darles una perspectiva a los estudiantes.

Yendo al tema de su presentación, ¿cree que el proceso de alineamiento entre los regímenes de AFIP y ANSES evita injusticias y evasiones, o va en ese sentido?
Indudablemente sí, hay temas que van de la mano. En el caso de las asignaciones familiares evidentemente hay una política de Estado, más allá de los gobiernos circunstanciales, de ir tratando de hacer más racional el gasto, de eliminar o restringir en lo posible la evasión fiscal y hacer una distribución justa de los recursos con los que cuenta, sobre todo para los sectores más necesitados. Y esto va de la mano con la mayor bancarización de todos los registros que hay. El tema tributario y el tema de las prestaciones de seguridad social tienen que estar necesariamente relacionados, dado que con esos recursos impositivos es como se financian las prestaciones.

Hay grises en las legislaciones, ¿cómo lo van resolviendo los profesionales del área?
Bueno, con sentido común, con mucho sentido común, porque la normativa presenta no solamente algunas lagunas, sino también contradicciones. Hay que tener en cuenta los precedentes administrativos más allá de la ley, el parecer, la interpretación que hacen el Fisco y Anses de todas estas cuestiones y manejarse con mucho criterio y sentido común. Lo que exponemos aquí no es solamente la parte normativa, sino también cuál es el accionar concreto de los entes estatales para tratar de dar una visión lo más amplia posible para los profesionales, para que lo puedan utilizar en un correcto asesoramiento a sus clientes.



¿Querés saber más? Clickeá aquí